La noche de los abrazos

157

En la jornada previa a la asamblea FACE homenajeó a dos entrañables dirigentes que culminaron su ciclo en la federación: Osvaldo Cepeda y Armando Boatti. El reconocimiento también alcanzó a Enrique Simmering, extesorero, quien no participó de la velada por estar fuera del país, y a Eric Ferroni, dirigente de Río Colorado que también deja su lugar en el consejo de administración luego de una larga trayectoria en la federación, donde ocupó la secretaría, entre otros cargos.

Hubo brindis y música de la buena, a cargo de Pichón y Bichy Vargas, queridos artistas misioneros, autores de la canción que identifica a FACE, quienes interpretaron canciones especialmente dedicadas a Boatti y Cepeda y luego guitarrearon largamente para deleite de los cooperativistas presentes.

El presidente de FACE recordó que Cepeda fue quien lo recibió cuando llegó a su primera reunión en la federación, y calificó a los dos homenajeados como “leales  amigos, que estuvieron en las difíciles”. Jorge Espinosa, por su parte, recordó que “hemos compartido mucho tiempo. En el cooperativismo el factor humano es prioritario. Nos tocó recorrer el país, compartir viajes, hoteles, malos y buenos momentos”.  También tuvieron palabras de reconocimiento Juan Lawrie, Maimónides Roquero y Ferroni. En tanto Omar Marro, destacó que “no sobran personas a las cuales uno pueda referirse como ejemplo de hombría de bien, de honestidad intelectual, y acá tenemos a varios de ellos. Les agradezco de corazón a Armando, Osvaldo, Eric y Enrique, porque han puesto mucho más de lo que habitualmente pone la gente por los demás”.

Finalmente llegó el turno de los protagonistas de la noche. Osvaldo Cepeda dijo: “soy del campo, sé leer y escribir, no tengo otra preparación. Fui presidente de una cooperativa durante muchos años, formamos un gran equipo de profesionales y visitábamos cooperativas para informarnos de qué estaban haciendo y cómo. Y así nuestra cooperativa chiquita, de campo, hoy tenga 5 servicios funcionando. Cuando asumí la presidencia teníamos 29 empleados, cuando me fui había 75, y sé que hoy hay algunos más, porque ese trabajo se continuó. Eso también fue gracias a FACE y a todos los amigos que hice en esta federación”.

Boatti, por su parte, recordó que “vine hace 9 años a FACE, Omar y Marcelo Gallo me invitaron a sumarme”, y dijo: “es una particularidad de FACE, poner en valor a su gente, a sus integrantes. Acá venimos porque somos cooperativistas. Ser cooperativista  no es fácil, para mucha gente es difícil de entender, pero vale la pena serlo. El cooperativismo deja huellas muy profundas. Uno se va a casa con la conciencia tranquila. Me siento muy honrado de haber sido parte del equipo de trabajo de Pipo, él tiene todavía mucho tiempo por delante para seguir trabajando por la federación”.